Buscanos en las redes

Series

Polémica: ¿Los fans han respondido bien a los mundos de The Walking Dead?

Así ha respondido la audiencia a los diferentes arcos de la serie de zombies más popular

Compartir en redes

Publicado

el

El estatus de serie reina de la televisión por cable de The Walking Dead de AMC, se tambalea. Todo es relativo y sus números siguen siendo fuertes si se comparan con los de algunas series de género que se consideran éxitos sin paliativos en sus cadenas. Aunque la temporada 9 de la pesadilla post-apocalíptica no acaba de responder a las expectativas puestas en su reinicio parcial, sigue siendo superior a las de otras como American Horror Story de 2010, que tampoco es mucho menos longeva. Sin embargo, es posible observar el desarrollo de la serie en perspectiva en relación a un factor fundamental. Sus arcos argumentales, sus temporadas y sus grandes eras.

No todo se reduce a temporadas, sin embargo, ya que en ocasiones muchos argumentos se acababan desarrollando durante al menos temporada y media. Vamos a recuperar los grandes bloques temáticos dentro de The Walking Dead que han marcado de una manera u otra su respuesta del público. El cineasta que mejor ha entendido a Stephen King en el cine se encargó de llevar a la pantalla pequeña las primeras aventuras de Rick Grimes, el oficial de policía que despierta de un largo estado de coma para encontrarse que el mundo está devastado e invadido por zombis. Su viaje a Atlanta para encontrar a su familia, el primer asentamiento, la conclusión en el búnker del gobierno se agolpa en los seis primeros capítulos, que alcanzaron una media de 5,24 millones de espectadores.

La marcha de Darabont fue algo así como el pan para hoy y hambre para mañana de The Walking Dead. AMC, es consciente de las estadísticas y puso toda la carne en el asador y concibió la serie como grandes odiseas de 16 episodios. Casi el triple que la primera. Un movimiento de ambición que banalizó la concepción de calidad cinematográfica del anterior showrunner y estableció un menú del día con suficiente proteína para enganchar y grandes escenas de acción en episodios clave para generar la impresión de escala ambiciosa.

La audiencia aumenta cada vez que viene una nueva temporada

No salió mal la jugada y los números respondían. Un salto de 10 millones a 12 en el final de la temporada seguía abriendo bocas y generando dinero. La llegada de Michonne, presentada con efecto dramático a modo de Barbara Steele en La máscara del demonio, La Maschera del Demonio de 1960 pero con dos zombies en vez de dos grandes dogos, creó un nuevo interés en el universo que presentaba. Supervivientes que ya habían capeado el asunto de los muertos y se habían convertido en auténticos cazadores de la nueva tierra.

La primera mitad de la sexta temporada de The Walking Dead se centraba en los problemas para establecerse en la zona segura de Alejandría y la comunidad se enfrenta a una serie de crisis, manadas masiva de caminantes, saqueadores con el sobrenombre de los Lobos y la invasión de un enjambre de podridos dentro de la pequeña comuna. Y es esa gran escalada en la que encontramos una excitación ascendente, sumada a grandiosas secuencias de zombies que suponen el techo de la serie a nivel de escala y acción. Sin embargo, las cifras no estaban en su tope, aunque seguían rondando algo menos de los 15 millones.

Compartir en redes

Copyright © 2021 - diario24.ar