Buscanos en las redes

Series

Dramática situación: Prendas que se han puesto de moda por la serie Emily en París

La serie de moda y romance sobre París ha tenido un gran éxito en la plataforma Netflix

Compartir en redes

Publicado

el

Emily en París de la famosa plataforma mundial, Netflix, ha levantado pasiones y opiniones de moda para todos los gustos pero es innegable que cuentan con uno de los mejores vestuarios de la televisión y ninguna firma se resiste a vestir a Emily Cooper, a su jefa Sylvie y a sus amigas Mindy y Camille. Tanto es así que ellas cuatro solas han vuelto a poner de moda 12 prendas y accesorios que se pueden comprar. Un Kimono largo floral de Mango de 49,99 euros. El kimono es una de esas prendas que vienen y van continuamente.

Con Emily en París ha regresado por la puerta grande para vestir todos nuestros looks, desde las ocasiones especiales hasta los días de playa. En clave estampada para ser siempre el protagonista. Un Blazer amarilla sin solapas de Zara de 39,95 euros. Si Zara fue capaz de hacer viral una biker amarilla, Emily Cooper y sus miles de seguidores pueden hacer lo mismo con una blazer en la misma tonalidad. No importa si una chica es más de pasteles o de neones, porque esta va a ser la prenda más colorida y feliz de su armario. 

Una Boina con detalle en piel sintética de H&M de 9,99 euros. No existe un accesorio que diga más Paris, Je t’aime que una boina. Al llegar a la ciudad del amor, en Emily en París, se ha convertido en un complemento fetiche para empaparse de todo ese savoir-faire parisino. Ha encajado tan bien en su estilo que ahora tiene miles de adeptas. En la segunda temporada de la serie hemos visto a la protagonista obsesionada con los mitones de cuero, que dan un rollazo destroyer a cualquier estilismo.

Las prendas son algo caras pero las fans igualmente las compran

El estilo de Emily Cooper es mucho más lady like y femenino, mientras que su bestie Mindy prefiere el look diva glamorosa. Por eso que ambas estén de acuerdo en que se llevan las prendas de volantes en verano hizo saltar todas las alarmas y sí, se confirmó que será tendencia. Ver la vida a cuadros es algo que nunca se ha dejado de hacer. El estampado checked es tendencia desde siempre, en versión tartán, pata de gallo o multicolor. Pero Emily en París ha hecho un hincapié muy fuerte en el diseño damero que tanto nos recuerda a Vans y viendo cómo lo combina ella no vamos a negarnos a nada.

Un vestido blazer de Stradivarius de 45,99 euros. Con taconazos como Emily, es un clásico sofisticado y muy elegante pero Camille y sus mocasines nos han conquistado mucho más, con ese toque de tendencia tomboy que la francesa luce de forma impoluta. Las chaquetas vaqueras se llevan siempre pero Camille ha demostrado que en versión ancha y cropped dan un toque mucho más ochentero que favorece la silueta, porque marca la línea de la cintura. 

Compartir en redes

Copyright © 2021 - diario24.ar